Gracias a una inversión municipal, que alcanzó los $63.106.256, los residentes de esta localidad cuentan con un recinto renovado y con todas las condiciones necesarias, para la realización de sus actividades recreativas y comunitarias.

Era una de las prioridades de la junta de vecinos Chile Nuevo de Villaseca. El contar con una sede social en buen estado era una necesidad muy sentida, puesto que no contaban con un lugar apropiado para la realización de sus actividades recreativas y comunitarias.

Si bien, en el año 2021 se efectuaron las obras de mejoramiento de las nuevas dependencias, éstas tuvieron serias deficiencias en su construcción, por lo que obligaron a los residentes del sector a mantener cerradas sus puertas, mientras que el municipio local iniciaba un proceso de análisis, para ejecutar los arreglos necesarios para optimizar su utilización.

Fue así como se ejecutó un proyecto, con financiamiento municipal, que alcanzó los $63.106.256 consistente en la construcción de una superficie de 212 metros cuadrados, que incluye servicios higiénicos de damas y varones, un área de oficina, un amplio salón de eventos y un sector de cocina, además de una nueva techumbre, ventanas y piso de cerámica.

En este sentido, el alcalde Jonathan Acuña Rojas señaló que la localidad de Villaseca “hace mucho tiempo estaban esperando contar con su sede, porque si bien fue entregada en el año 2021, presentaba muchas imperfecciones en sus paredes y en el piso principalmente, producto de una mala inspección técnica que hubo en su momento. Los vecinos nos presentaron una iniciativa al Concejo Municipal a un Fondo de Libre Disponibilidad y como municipio entregamos estos recursos, que hoy permiten que hagan uso de buena forma de este espacio comunitario y creemos que es la forma de trabajar con las organizaciones y nuestros dirigentes”.

Al respecto, el presidente de la junta de vecinos Chile Nuevo de Villaseca, José Palta Maluenda sostuvo que es “un orgullo tener esta sede porque la anhelábamos desde hace muchos años. Siempre funcionamos en otros lugares, como en la sede de los parceleros y después utilizamos la escuela y ahí pudimos funcionar por varios años como junta de vecinos. Estamos contentos porque por fin podemos utilizar la sede social nueva que estará siempre abierta para toda nuestra comunidad”. El dirigente agregó que “esta sede social fue construida en tiempos de pandemia, por lo que no se revisó bien y no se pudo inaugurar. Es más cuando la recibimos estaba en muy mal estado, por lo que ahora estamos felices, ya que quedó como todos nosotros queríamos”.

 

 

Redes Sociales
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •