• Con fecha 03 de enero de 2019, se presentó un oficio ante la Contraloría General de la República, el cual contiene 36 antecedentes que demuestran todas las acciones realizadas por el alcalde de Ovalle, Claudio Rentería, tendientes a aclarar las deudas de arrastre con las que inició su administración en diciembre del 2012.
  • El asesor jurídico municipal informó que muchos de estos antecedentes fueron informados al fiscal a cargo de la investigación, “sin embargo él siguió adelante con el proceso, ignorando este importante antecedente que -sin dudas- cambia el desenlace del caso”.

Hoy se desarrolló la primera sesión ordinaria del Concejo Municipal del año 2019, ocasión en la que la secretaria municipal dio lectura a distintos oficios emanados por la Contraloría General de la República, uno de ellos enfocado en el sumario que investigaba los déficits financieros del Departamento de Educación, correspondientes al periodo 2008-2014. De este modo, se dio cumplimiento con lo que establece la ley en esta materia, informando a los concejales sobre este proceso y entregando copia digital del expediente del sumario administrativo a cada uno de ellos.

Junto con ello, Sergio Galleguillos, asesor jurídico municipal, informó que se presentó -simultáneamente- una solicitud de reapertura de dicho sumario ante la Contraloría Regional y la Contraloría General de la República, “donde se citan dictámenes en los que el ente contralor en otras oportunidades ha accedido a reabrir sumarios, en virtud de nuevos antecedentes, tal como ocurre en este caso”.

Galleguillos fue más allá e indicó “que es importante dejar en claro que aquí no ha existido un debido proceso”, y que existen al menos 36 documentos que reflejan todas las gestiones realizadas por el alcalde de Ovalle, Claudio Rentería, tendientes a aclarar las deudas de arrastre con las que inició su administración en diciembre del 2012. “Se trata de oficios y gestiones ante el Ministerio y la Superintendencia de Educación, a lo que se suman un sumario administrativo y diversas acciones internas; incluso se agrega la comparecencia en la Cámara de Diputados para solicitar la reapertura de las plataformas de rendición de la Ley SEP, con el único objetivo de sanear esas deudas de arrastre”, puntualizó.

Por lo tanto, el asesor jurídico enfatizó en que se trata de un proceso “que no se encuentra afinado, firme y ejecutoriado. Por lo que ahora debemos esperar cuál va a ser la apostura que asumirá la Contraloría. Sin perjuicio de ello, mañana (miércoles) tenemos una audiencia con el contralor nacional con el propósito de poder explicitar nuestra postura en torno a este tema y a otros antecedentes que dan cuenta que la Municipalidad de Ovalle está teniendo un momento poco grato en la relación con el contralor regional de Coquimbo”.

Y es que llama la atención que actualmente existan dos entidades fiscales actuando de forma contrapuesta frente a un mismo tema. Así lo explica el abogado municipal, quien indica que “por un lado está un fiscal (de la Contraloría) llevando a cabo un sumario administrativo y por otro, tenemos a la Superintendencia de Educación que abrió sus plataformas para rectificar las rendiciones de todas las subvenciones de periodos anteriores, tanto de la Subvención Escolar Preferencial (SEP) como del Programa de Integración Escolar (PIE). Esto fue explicado al funcionario de la Contraloría, sin embargo, él siguió adelante con el proceso ignorando este importante antecedente, que sin dudas cambia el desenlace del caso. Por eso nos parece que no es correcto el actuar, ya que lo razonable era esperar a que se efectuara la rendición de todos esos gastos para poder ver efectivamente cuál es real panorama financiero”.

Por tales motivos, Sergio Galleguillos critica que “algunos intenten circunscribir esto a un año determinado, pese a que es de conocimiento público que el alcalde recibió el municipio con alto grado de endeudamiento. La anterior administración no daba respuestas a la Contraloría; y la actual administración recibió una municipalidad sin recursos económicos”.

No existe una fecha establecida en la que la Contraloría de respuesta a esta solicitud interpuesta por el alcalde Claudio Rentería, sin embargo “estamos confiados, en base a la jurisprudencia existente, en que se reabra el sumario para clarificarlo. De no suceder esto, acudiremos a nuevas instancias, pues no es la responsabilidad no es de esta administración. Aquí hay una deuda de arrastre y esto se ignoró”.

El alcalde Claudio Rentería agradeció el respaldo espontáneo que recibió esta mañana por parte de dirigentes sociales, comunitarios y deportivos; profesores, directores, y ciudadanos, indicando que “es una importante señal que refleja que hemos hecho bien las cosas. Por eso agotaré todas las acciones que permitan esclarecer lo sucedido, reiterando que en el Departamento de Educación nos hemos enfocado en trabajar para nuestros estudiantes y en consolidar una política educativa, inclusiva y de calidad”.

Redes Sociales
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •